El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid visita el Aula de Habilidades Clínicas del Hospital Gregorio Marañón

Esta iniciativa cuenta con el soporte de la Cátedra de Educación Médica Fundación Lilly - UCM
  • Los futuros médicos entrenan con maniquís la realización de procedimientos diagnósticos y terapéuticos como suturas, canalizaciones, etcétera.
  • Este año se formarán en el aula más de 400 alumnos de cuarto, quinto y sexto curso de Medicina.
  • La Cátedra de Educación Médica Fundación Lilly – UCM fomenta la excelencia en la educación, formación y capacitación de los médicos a través de metodologías innovadoras.

Madrid, 5 de marzo de 2014.- El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Francisco Javier Rodríguez Rodríguez, ha visitado hoy el Aula de Habilidades del Hospital General Universitario Gregorio Marañón. Esta iniciativa, impulsada por la Cátedra de Educación Médica Fundación Lilly – UCM, tiene como objetivo capacitar a los futuros médicos en la adquisición de competencias clínicas. Según explica el profesor Jesús Millán, director de la Cátedra de Educación Médica Fundación Lilly – UCM, “se trata de practicar en un escenario simulado aquello que posteriormente van a tener que realizar en un entorno real con pacientes”.

“Foto cedida por la Comunidad de Madrid”

Carlos Pérez Oteyza, jefe de Medicina Interna A del Gregorio Marañón; Ricardo Herranz , Gerente del Gregorio Marañón, Javier Rodríguez , Consejero de sanidad de la Comunidad de Madrid;  José Antonio Gutiérrez Fuentes, consejero honorífico de la Fundación Lilly; Jesús Millán, director de la Cátedra de Educación Médica Fundación Lilly-UCM y jefe de Medicina Interna B del Gregorio Marañón; y José Antonio Sacristán , director de la Fundación Lilly, junto a los alumnos en el Aula de Habilidades Clínicas del Hospital General Universitario Gregorio Marañón.

El Aula de Habilidades es el entorno óptimo para que los alumnos se entrenen en ciertas habilidades clínicas y procedimientos diagnósticos y/o terapéuticos previamente a su realización en la clínica. “Por la propia naturaleza de tales habilidades -nos referimos a la realización de suturas, canalizaciones, etcétera- es lógico pensar que para adquirir competencia es clave el entrenamiento. Y para familiarizarse con la técnica, en un primer momento ese entrenamiento solo se puede y debe hacerse en un entorno de simulación empleando maniquís u otros materiales”, explica el director de la Cátedra.

Una de las misiones de la Cátedra de Educación Médica es contribuir al desarrollo de procesos de enseñanza-aprendizaje innovadores. Así, “en la medida en la que el Espacio Europeo de Enseñanza Superior contempla la adquisición de competencias clínicas, se consideró fundamental poder contar con un lugar para el entrenamiento paraclínico. Asimismo, este proceso se ultima con la evaluación a través de la ECOE (prueba de Evaluación Clínica de tales Competencias), porque, al fin y al cabo, todo proceso de enseñanza-aprendizaje debe ser evaluado con instrumentos de evaluación ajustados”, señala el profesor Millán. Por su parte, el doctor José Antonio Sacristán, director de la Fundación Lilly, subraya la importancia de “apostar por una educación, formación y capacitación de los médicos de excelencia que reviertan en una mejor práctica clínica y bienestar de la población”.

Por esta aula ya han pasado cerca de 150 alumnos de sexto curso del grado de Medicina que cursaban sus estudios en el Hospital General Universitario Gregorio Marañón y se estima que este año entrarán en ella más de 400 alumnos de cuarto, quinto y sexto curso. “Hemos estratificado las habilidades y procedimientos a adquirir en función del nivel de la formación a lo largo de los tres años de estudios clínicos en el hospital”.

La Cátedra de Educación Médica Fundación Lilly - UCM

La Cátedra de Educación Médica Fundación Lilly-UCM, creada en 2007 mediante un convenio firmado por la Fundación Lilly y la Universidad Complutense de Madrid, pretende ser un foro en educación médica con tres fines fundamentales: crear conocimiento referido a la educación médica, transmitirlo y colaborar en su aplicación. Uno de sus primeros pasos en este sentido ha sido la definición, a través de metodologías innovadoras, de las habilidades y competencias clínicas que debe adquirir el estudiante de Medicina. En este marco, nace y se desarrolla el Aula de Habilidades Médicas situada en el Hospital Universitario Gregorio Marañón y dirigida a potenciar el “saber hacer” del profesional sanitario, es decir, a la capacitación para practicar un conjunto de habilidades clínicas.

Entre las líneas de trabajo de la Cátedra de Educación Médica se incluyen la edición de libros, la organización de foros de debate y la convocatoria de premios que anualmente incentivan las mejores iniciativas dirigidas a mejorar la formación del médico, su desempeño profesional y la adquisición de los valores propios de la profesión, tanto en la enseñanza de grado como en la de postgrado. Por otro lado, entre las obras publicadas por la Cátedra destacan “Ser Médico: los valores de una profesión” (julio de 2012), “Evaluación Objetiva. Instrumentos para la Educación Médica” (julio de 2011), o “Competencias para el Grado de Medicina de la Universidad Complutense de Madrid” (2008), entre otras. Asimismo, el Encuentro de Verano de la Cátedra se ha convertido en una cita de referencia para los profesionales implicados en la Educación Médica.

 

Gabinete de Prensa de la Fundación Lilly
Ainhoa Fernández (afernandez@plannermedia.com) / 687 718 250
David Rodríguez (drodriguez@plannermedia.com) / 607 290 710